Marea Blanca. La Paz se hace asegurando la Salud

La Mesa en Defensa de la Sanidad Pública de Madrid nos anima a participar en la 93 Marea Blanca el 15 de mayo de 12 a 14 hs. ante el Ministerio de Sanidad con dos lemas:

¡SOCORRAN LA SALUD FÍSICA Y MENTAL! NADA PARA LA GUERRA, y

LA PAZ SE ESCRIBE CADA DÍA GARANTIZANDO LA SALUD.

En su escrito, fundamenta en la Declaración Universal de los Derechos Humanos y en la propia Constitución española el derecho a la asistencia médica, entre otros derechos y se rebela contra el gasto militar y el sostenimiento de una guerra ajena a las necesidades y la seguridad de la población:

«Menos defensa a base de inseguridad armamentista y más Salud Comunitaria.  La Paz se escribe cada día con políticas distributivas justas, con servicios públicos bien financiados, con pan, trabajo y dignidad«

Animamos a todas las mareas, colectivos sociales, ONGs… a protestar contra la anunciada subida del gasto militar que nos traerá más pobreza y peores servicios púbicos. Valoramos en este sentido no sólo este escrito de Marea Blanca sino también otros como la reciente carta de yayoflautas a Margarita Robles reclamando más seguridad humana y menos gasto militar

Mesa en Defensa de la Sanidad Pública de Madrid , MEDSAP – Marea Blanca

En defensa de un Sistema Sanitario 100% público, universal, de calidad, integral, equitativo y solidario.

← EL GOBIERNO DE LA COMUNIDAD LIQUIDA LA SALUD COMUNITARIA MADRILEÑA, PEDIMOS AMPARO AL DEFENSOR DEL PUEBLO

#93MareaBlanca: 15/mayo/2022 – ¡ SOCORRAN LA SALUD FÍSICA Y MENTAL ! – NADA PARA LA GUERRA

Publicado el mayo 5, 2022 por Mesa en Defensa de la Sanidad Pública de Madrid, MEDSAP – Marea Blanca

LA PAZ SE ESCRIBE CADA DÍA, GARANTIZANDO LA SALUD.

La DECLARACIÓN UNIVERSAL de los DERECHOS HUMANOS de 1948 dice que todos los seres humanos tienen iguales derechos en base a su dignidad, sin distinción alguna, diciendo en su artículo 25 que toda persona tiene derecho al bienestar: alimentación, vivienda, asistencia médica, vestido y otros servicios sociales básicos. Los gobiernos deben de garantizar el equilibrio de los determinantes de su salud; esa garantía es aún más imprescindible en tiempos de crisis; todavía más cuando se suman debilidades, recortes, austericidio, pandemia y ahora, guerra. Mucho más ahora en los que hay un coctel de crisis, ¡AHORA YA NO HAY UNA CRISIS , HAY UNA GRAN SINDEMIA!

También la CONSTITUCIÓN ESPAÑOLA DEL 1978 suscribe todas las normas que protegen la salud, se obliga a que existan procedimientos eficaces para garantizar la de todas. En su artículo 43 se reconoce el derecho a la protección de la salud que deben garantizar los poderes públicos, tutelando la salud pública a través de medidas preventivas y todos los servicios necesarios. Existen derechos y deberes; derechos de la ciudadaníadeberes de los gobernantes; para ello les pagamos y sin embargo ……ya vamos viendo por dónde están transitando.

No pueden seguir vendiéndonos seguridad futuro empujándonos a aceptar una guerra gestada con los mismos parámetros del modelo neoliberal contra el que no hacen nada. La prueba de estrés de la pandemia, lo puso en la lista negra con un suspenso total por insolvencia democrática, por excesos punibles en una pandemia en la que favorecieron que haya sido una enorme oportunidad de negocio, véase alrededor y véase la escasa, injusta y carísima actuación con la pandemia y la permisividad al egoísmo de las farmacéuticas trasnacionales; es la misma casualidad que rige en ámbito de los mercaderes de la guerra, con la que están avasallándonos para que mantengamos a la OTAN, montaje que interesa y mucho a EEUU.

DECIMOS NO a esa anodina econopolítica acomodada en manos de gobernantes interesados en satisfacer mercados; DECIMOS NO a la proyección mediática constante monopolizada por intereses de parte; en nada informativa, sino alineada con la pretensión de doparnos para que aceptemos supeditar nuestros derechos democráticos y sociales para sujetar los intereses imperialescoloniales y belicistas que mantiene una pirámide mundial injusta y monopolar. Los pueblos tenemos que obligar a eliminarla para dejar aflorar un nuevo paradigma en el que haya democracia; en el que la política se cimente en base a las personas, sus derechos y la Naturaleza.

Menos defensa a base de inseguridad armamentista y más Salud Comunitaria.  La Paz se escribe cada día con políticas distributivas justas, con servicios públicos bien financiados, con pantrabajo y dignidad; también con rendimiento de cuentas para la rectificación temprana ante una ciudadania participativa que tenga voz y voto. en lo local, en lo nacional, en lo internacional, en lo supranacional.

Esta entrada fue publicada en AvisoConcentraciónCrisis CapitalistaDefensa servicios públicosDesobediencia civilEconomíaManifestaciónMarea BlancaMovimiento socialNeoliberalismoPandemia Covid-19Política de austeridadPrevención SaludRecortesRecursosSalud públicaSALUD UNIVERSAL , SALUD DEMOCRÁTICASanidadSanidad PúblicaSanidad UniversalServicios públicos y etiquetada #93MareaBlanca.Declaración Universal de los Derechos HumanosLA PAZNADA PARA LA GUERRASOCORRAN LA SALUD FÍSICA Y MENTAL. Guarda el enlace permanente.← EL GOBIERNO DE LA COMUNIDAD LIQUIDA LA SALUD COMUNITARIA MADRILEÑA, PEDIMOS AMPARO AL DEFENSOR DEL PUEBLO

_____________